domingo, 11 de diciembre de 2016

ESCUELA MINISTERIAL ANTIOQUIA MODULO II LECCION IX: Introducción a la Guerra Espiritual III: El Ayuno y su efectividad:


Mateo 9:14-15:
 Entonces vinieron a él los discípulos de Juan, diciendo: ¿Por qué nosotros y los fariseos ayunamos muchas veces, y tus discípulos no ayunan?  Jesús les dijo: ¿Acaso pueden los que están de bodas tener luto entre tanto que el esposo está con ellos? Pero vendrán días cuando el esposo les será quitado, y entonces ayunarán. 
Mateo 17:21:
Pero este género no sale sino con oración y ayuno.

Algo que parece un sufrimiento es una de las armas más efectivas contra los ejércitos del mal. ¿A quien le gusta pasar hambre? A nadie, y a la distancia parece que es pasar hambre. Pero tenemos que entender que el ayuno no trae hambre a nadie.
El ayuno en griego Nesteia es algo de carácter voluntario. Es definido como algo hecho de manera religiosa, así como el ejercicio espiritual en el que un individuo o una comunidad se abstienen de comida. En el caso de Moisés y el ayuno de Israel se define como algo que se hizo en acuerdo común para el 10º día del mes de Tisri. También se define como algo hecho en pobreza. En el versículo de Mateo 9 muestra la respuesta de Jesús a la cuestión del ayuno como El cómo autoridad sobre las prácticas religiosas y, al mismo tiempo, revela el carácter de las relaciones entre el cristianismo y el judaísmo. El ayuno sugiere luto, pero la presencia de Jesús junto a sus discípulos, que inaugura el reino de los cielos, es una ocasión de gozosa celebración, tal como ocurre en un banquete de bodas. La respuesta de Jesús demuestra además el error del ayuno tradicional, que falla en discernir las específicas orientaciones de Dios. Y por ahí se va el problema del ayuno tradicional, que este se fija en propósitos vanos que no son los bíblicos, pero eso lo discutiremos más adelante. Este no es una imposición formal sobre el cristiano, pero si es recomendable su práctica en un espíritu de oración y súplica. Es algo que se hace voluntariamente, no por imposición, y es algo que se hace con gozo, alegría y entendiendo que si se hace es porque veremos la Gloria de Dios desatada en nuestras vidas.

  1. Ejemplos bíblicos de gente que ayuno:
    1. Moisés en el Monte Sinaí (Éxodo 34:28).
    2. Elías en su ruta a Horeb (1ª Reyes 19:8).
    3. Esdras (Esdras 10:6).
    4. El Profeta Daniel (Daniel 10:2-3).
    5. El pueblo de Nínive (Jonás 3:5).
    6. La profetisa Ana (Lucas 2:37).
    7. Jesús, nuestro mejor ejemplo, en el desierto (Mateo 4:2).
    8. El Apóstol Pablo (2ª Corintios 6:5).
    9. Cornelio (Hechos 10:30).
    10. Los Apóstoles (Hechos 13:2-3).

  1. Ejemplos de la iglesia primitiva del ayuno:
    1. Clemente de Roma para el año 96.
    2. La Didaché en su capítulo 8 (Siglo II).
    3. El Pastor de Hermas en el capítulo 5 (Siglo II).
    4. La Epístola de Bernabé 3:1.
    5. Obispo Policarpo Mártir (69-155 D.C.).
    6. Tertuliano en Sus Ponencias (Siglo III).
    7. Orígenes.
    8. San Agustín de Hipona.

  1. Hombres de la iglesia reformada y post-reformada:
    1. Martín Lutero.
    2. Jonathan Edwards.
    3. Juan y Carlos Wesley.
    4. Charles Haddon Spurgeon.
    5. Charles Finney.
Como podrás notar, todos estos hombres de Dios luego de la época apostólica fueron usados por Dios para desatar avivamientos, quemar ciudades bajo el fuego del Espíritu Santo, para conquistar almas y para ver la Gloria de Dios derramada en las vidas de los sitios donde ministraban.

  1. Tipos de ayunos:
    1. El sobrenatural, ayudado por Dios (Moisés y Elías). Este ayuno es sin agua.
    2. El absoluto, sin comer ni beber nada por 3 días, bajo propia voluntad (Ester 4:16, Hechos 9:9).
    3. El normal, que incluye agua, ya sea largo o corto (Jesús en el desierto-Mateo 4 y Levítico 23:12-14).
    4. El parcial-entre los cuales esta el de Daniel. (1ª Reyes 17:6, Daniel 1:12-16, 10:2-3).
    5. El de los hipócritas (Isaías 58:3-5).

  1. Propósitos para el ayuno:
Podemos entender que uno de los propósitos claves para el ayuno es la expulsión de demonios. Esto lo podemos ver en el ejemplo bíblico de Mateo 17, en el cual los Apóstoles no pudieron libertar a un joven de un demonio (al parecer epilepsia). Ellos, que claramente les falto fe para expulsar a este demonio, también fallaban en algo, y era el ayuno. ¿Por qué decimos esto? Ah, por que Jesucristo en el capítulo 9 de Mateo habla que estos no ayunaban y eso fue precisamente lo que le cuestionaron, que sus discípulos no ayunaban, contrario a los de Juan El Bautista y a los de los fariseos, porque tenían al novio con ellos. El novio es El, Jesús, y El estaba con ellos en ese momento, por ende, el ayuno para ellos no era una obligación, sino más bien, algo voluntario. Pero El establece que cuando El se fuera, es decir, algo que paso en Hechos 1:9-11, ellos ayunarían. Así que ahí se ve 1 de ellos, que es la unción para libertar las almas del yugo de Satanás.
Pero a lo mejor pienses que por que digo unción, si este contexto habla de solo ayunar. La Biblia no puede ser usada como motivo doctrinal con 1 solo verso, tenemos que tomarla en su totalidad. De ahí viene la frase que dice Un texto fuera de contexto hace un gran pretexto. Y por este sentido, en torno a la unción, hay un versículo de Isaías, en el capitulo 10:27 que dice así:
Acontecerá en aquel tiempo que su carga será quitada de tu hombro, y su yugo de tu cerviz, y el yugo se pudrirá a causa de la unción.
El yugo es algo que no viene de Dios. Yugo lo que quiere decir es una carga obligada, por eso se habla de que cuando vayamos a tener relación con alguien, no lo hagamos con alguien que no tenga nuestra misma fe (2ª Corintios 6:14). Y esto en griego es Heterozugeo y quiere decir tener alguna relación con un impío, o con un idolatra o con alguien que no tenga tu mismo creer. Esto trae problemas entre las personas, ya que no pueden andar 2 juntos si no están de acuerdo (Amos 3:3). Y si andas con alguien que no piensa igual que tú, tendrás un yugo desigual. Pero lo único que lo pudre es la unción del Espíritu Santo, por ende, el ayuno trae unción y la unción rompe el yugo del diablo sobre las vidas.
Y  si el ayuno trae unción, también vendrán milagros, prodigios, las señales de la unción y presencia del Espíritu Santo en tu vida y estas se manifestaran con poder (Marcos 16:15-20).
Por ende, entendemos que debemos ayunar para aumentar la fe, crucificar la carne, entender nuestra necesidad de oír la voz de Dios y la necesidad de unción. Aparte que ayunando tu cuerpo se limpia de toxinas, eres limpiado de cosas innecesarias para tu cuerpo y puedes vivir una vida más saludable.

  1. Como prepararse para el ayuno:
    1. Establece un propósito para este.
    2. Espera la confirmación del Espíritu Santo para hacer este, ya sea a través de un profeta, convicción en tu corazón o a través de la Palabra Escrita hablando a tu vida.
    3. Establece un compromiso para este (esto lo haces declarando ayuno, y traerá un mensaje a tu cuerpo de sujeción).
    4. Establece el tiempo de oración dentro de este ayuno.
    5. Instruye al hombre espiritual que hay dentro de ti.
    6. Equípate con la Palabra de Dios.
Tienes que estar todo el tiempo preparado cuando estés ayunando, ya que te pueden ofrecer comida sin querer y tu aceptarla. Tienes que entender que tienes que decir que no, puesto el ayuno es tu compromiso con Dios, y si lo fallas, no es a ti que te estás fallando, sino a Dios.

  1. Excusas para no ayunar:
    1. No estoy listo para hacerlo.
    2. Ahora no es el mejor momento.
    3. No tengo tiempo para buscar el rostro de Dios.
    4. Esto tendrá que esperar para otro momento.
    5. Miembros de mi familia se pueden ofender por esto.
El Dios al que servimos es el mismo Dios que envió el maná en el desierto, es El mismo que alimento a 5,000 hombres en una ocasión y en otra a 4,000 hombres y esto es sin contar mujeres y niños, y que contando estos, se puede traducir en 12,000 personas la primera vez y 10,000 la segunda. Entonces, la excusa del hambre no es válida para evitarlo.

Tienes que entender que tu lucha no es contra carne ni sangre, y si esto es así, por ende, Satanás, tu enemigo, va a ponerte todo obstáculo para que no ayunes, porque esto va a quebrar su reino. Por ende, cuando estas cosas vengan a tu mente, sujeta tu carne a Dios, resiste a Satanás, porque este huirá de ti, y es una promesa bíblica (Santiago 4:7)
El es un enemigo derrotado, por ende, el no puede vencerte, tienes al Rey de Reyes y Señor de Señores y El te da todas las herramientas para vencer a tu enemigo, que El ya venció al resucitar de la muerte.

  
  1. Preguntas de la lección:
    1. ¿Cómo es definido el ayuno en la práctica cristiana?
    2. Menciona 1 ejemplo bíblico del ayuno del Antiguo Testamento y 1 del Nuevo Testamento.
    3. ¿Quién es el ejemplo bíblico por excelencia del ayuno?
    4. Da 1 ejemplo de la Iglesia Primitiva y 1 de la iglesia reformada o post-reformada para ayunar.
    5. ¿Qué paso en las vidas de estos hombres que ayunaron?
    6. Menciona 2 tipos de ayuno y descríbelos.
    7. Da 2 motivos para ayunar.
    8. Describe brevemente como te puedes preparar para un ayuno.
    9. Menciona 1 excusa que se da comúnmente para no ayunar. ¿Cómo puedes vencer estas excusas?
    10. Autoanalízate: ¿Cómo has fallado tú en ayunar? ¿Qué debes hacer para mejorarlo?
    11. Ejercicio: Prepárate para ayunar 1 día esta semana, al menos por 6 horas, es decir, medio día. Después, establece tiempos mayores, para tratar así de llegar a 24 horas ayunando corridas sin parar.